Click here to load reader

Ensayos - scielo.org.co · Em termos relati-vos, o percentual da pobreza extrema aumenta 2,9%, ... estructurales y la liberación de importaciones de comienzos de la década anterior,

  • View
    212

  • Download
    0

Embed Size (px)

Text of Ensayos - scielo.org.co · Em termos relati-vos, o percentual da pobreza extrema aumenta 2,9%, ......

  • Los derechos de reproduccin de este documento son propie-dad de la revista Ensayos Sobre Poltica Econmica (ESPE). El documento puede ser reproducido libremente para uso acad-mico, siempre y cuando no se obtenga lucro por este concepto y adems, cada copia incluya la referencia bibliogrfica de ESPE. El(los) autor(es) del documento puede(n) adems poner en su propio website una versin electrnica del mismo, pero inclu-yendo la referencia bibliogrfica de ESPE. La reproduccin de esta revista para cualquier otro fin, o su colocacin en cual-quier otro website, requerir autorizacin previa de su Editor de ESPE.

    impacto De los cambios De precios relativos en pobreza y DesigualDaD en

    colombia: 1998-2007

    francisco Javier lasso valDerrama

    ensayos sobre poltica econmica, vol. 26, nm. 57,

    eDicin Diciembre 2008pp. 176-248

    Ensayossobre POLTICA ECONMICA

  • Mediante as estimativas dos ndices sociais de preos plutocrticos e democrticos para Colmbia, com base em inflaes individuais, encontra-se evidncia do efeito anti-pobre nas mudanas de preos relativos ocorridos entre os dezembros de 1998 e de 2007 e na sua regresso a respeito da distribuio da receita. Nos anos 2001, 2002 e 2007, quando os incrementos anuais dos preos dos alimentos estiveram acima dos incrementos nacionais, a inflao se tornou regressiva distribuio da receita. Em 2000 e 2003, quando su-cedeu o contrrio, a inflao dos alimentos ficou por baixo da nacional, e assim se tornou progressiva frente distribuio da receita. Ante incrementos simulados nos preos da mesma magnitude, mantendo os demais preos estveis, o grupo de alimentos incrementa a po-breza em mdia por ponto percentual de participao no gasto nacional, duas vezes e meia mais em relao ao grupo dos demais bens. Em mdia, por um incre-mento de 3,5% nos preos dos alimentos (os demais preos constantes) a inflao nacional aumenta 1%, o que gera aumentos na pobreza de 0,62 e na pobreza extrema de 0,14 pontos percentuais. Em termos relati-vos, o percentual da pobreza extrema aumenta 2,9%, enquanto o da pobreza s chega a 1,6%.

    Palavras chaves: nmeros ndices e sua agregao, ndice plutocrtico, ndice democrtico, distribuio de receita, pobreza, inequidade, inflao.

    Classificao JEL: C43, D31, D63.

    Impacto das mudanas de preos relatIvos sobre a pobreza e a desIgualdade na

    colmbIa: 1998-2007

    FrancIsco JavIer lasso valderrama*

    * O autor profissional experiente, Banco da Repblica (Medelln). Os resultados, as opinies, as omisses e os possveis erros presentes neste estudo so responsabilidade exclusiva do autor e no comprometem o Banco da Repblica nem a sua Junta Diretiva. Agradeo as orientaes do doutor Hugo Lpez, gerente regional do Banco da Repblica de Medelln, e os comentrios dos pesquisadores da Subgerncia Regional de Estudos Econmicos da mesma filial, bem como do professor Jess Botero da Universidade EAFIT.Correio electrnico: [email protected]

    Documento recebido: 22 de julho de 2008; verso final aceitada: 1 de dezembro de 2008.

  • Impact oF relatIve prIce shIFts on poverty and InequalIty

    In colombIa: 1998-2007

    FrancIsco JavIer lasso valderrama*

    Based on the estimation of plutocratic and demo-cratic price indexes for Colombia, through individ-ual inflation, I found evidence of the anti-poor effect of relative price shifts occurred between December 1998 and December 2007 and its regressivity with respect to income distribution. In 2001, 2002 and 2007 where the annual increases in food prices were above the national average, the inflation was regres-sive with regard to the income distribution. On the contrary, in 2000 and 2003 food inflation was below the national level and was progressive with regard to income distribution. On average, an increase of 3.5% in food prices, keeping other prices constant, national inflation increases by 1%, generating an increase of 0.62 percentage points in poverty and 0.14 percent-age points in extreme poverty. In relative terms, ex-treme poverty increases by 2.9% while poverty only reaches 1.6%.

    Keywords: Index numbers and aggregation, Plu-tocratic index, Democratic index, Income distribu-tion, Inequality, Poverty, Inflation.

    JEL Classification: C43, D31, D63.

    * Author is professional expert, Banco de la Repblica (Medelln). The results, opinions, omissions and errors possible in this study are the sole responsibility of the author and not undertake to the Banco de la Repblica nor to its board. I appreciate the guidance of Dr. Hugo Lpez Regional Manager of the Banco de la Repblica of Medelln, the comments of researchers in the Sub-Regional Economic Studies of the same Regional and of Professor Jess Botero of the EAFIT University

    E-mail: [email protected]

    Document received: 22 July 2008; final version accepted: 1 December 2008.

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en

    colombIa: 1998-2007

    FrancIsco JavIer lasso valderrama*

    * El autor es profesional experto del Banco de la Repblica (Medelln). Los resultados, las opiniones, las omisiones y los errores posibles contenidos en este estudio son responsabilidad exclusiva del autor y no comprometen al Banco de la Repblica ni a su Junta Directiva. Agradezco las orientaciones del doctor Hugo Lpez, gerente regional del Banco de la Repblica de Medelln, y los comentarios de los investigadores de la Subgerencia Regional de Estudios Econmicos de la misma sucursal, as como del profesor Jess Botero de la Universidad EAFIT

    Correo electrnico:[email protected]

    Documento recibido: 22 de julio de 2008; versin final aceptada: 1 de diciembre de 2008.

    Al estimar los ndices sociales de precios plutocrti-co y democrtico para Colombia, con base en infla-ciones individuales, se encuentra evidencia del efecto anti-pobre de los cambios de precios relativos ocurri-dos entre diciembre de 1998 y diciembre de 2007, y de su regresividad con respecto a la distribucin del ingreso. En los aos 2001, 2002 y 2007, cuando los incrementos anuales de los precios de los alimentos estuvieron por encima de los incrementos nacionales, la inflacin se torn regresiva a la distribucin del in-greso. En 2000 y 2003, cuando sucedi lo contrario, la inflacin de los alimentos se puso por debajo de la nacional, se volvi progresiva frente a la distribucin del ingreso. En promedio, por un incremento de 3,5% en los precios de los alimentos (manteniendo los de-ms precios constantes) la inflacin nacional aumenta en 1%, lo que genera aumentos en pobreza de 0,62 y en pobreza extrema de 0,14 puntos porcentuales. En trminos relativos, el porcentaje de la pobreza extrema aumenta en 2,9%, mientras que el de la pobreza solo llega al 1,6%.

    Palabras clave: nmeros ndices y su agregacin, ndice plutocrtico, ndice democrtico, distribu-cin del ingreso, pobreza, inequidad, inflacin.

    Clasificacin JEL: C43, D31, D63.

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 179

    I. IntroduccIn

    Es comn escuchar que la inflacin es el peor impuesto para los pobres, sustenta-da en que dicha poblacin no tiene o tiene menos mecanismos de indexacin que la protejan del incremento en los precios. Algunos estudios tericos y empricos llegan a esta conclusin (Bernal et al., 2007), aunque otros obtienen efectos no sig-nificativos de la inflacin sobre la desigualdad (Ocampo et al., 1998) e, inclusive, otros ms llegan a concluir la neutralidad de los cambios en pobreza o en distribu-cin del ingreso ante cambios en los precios. Todo esto evidencia la dificultad para encontrar una relacin consistente y significativa entre inflacin y distribucin del ingreso. En el Grfico 1 se observan las relaciones que tienen a travs del tiempo la inflacin total anual con el coeficiente GINI de concentracin del ingreso (panel A) y con el porcentaje de poblacin en situacin de extrema pobreza (panel B).

    A lo largo del perodo analizado la relacin tendencial de la inflacin anual con respecto al GINI presenta de manera alterna tres perodos claramente demarca-dos: i) entre 1984 y 1990 hay una relacin directa creciente: a mayor inflacin mayor concentracin del ingreso; ii) entre 1991 y 1999 hay una relacin inversa: a menor inflacin la desigualdad del ingreso aumenta, y iii) entre 2000 y 2006 se vuelve a presentar una relacin directa pero decreciente: a menor inflacin menor concentracin del ingreso. Por otra parte, la relacin tendencial contempornea de la inflacin anual con la extrema pobreza es todava menos estable y se alterna durante cuatro perodos (1984-1990, 1991-1994, 1995-1999 y 2000-2005), comen-zando con una relacin inversa y terminando con una relacin directa decreciente. Estos hechos empricos muestran la dificultad para encontrar una relacin estable y consistente entre la inflacin y la distribucin del ingreso, y menos an, entre

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    180

    Grfico 1A. Inflacin total anual y coeficiente GINI

    (por

    cent

    aje

    infla

    cin

    anua

    l)

    0,0

    35,0

    1984

    10,0

    15,0

    20,0

    25,0

    30,0

    5,0

    Inflacin anualTendencia inflacin anual

    GINI personas

    Tendencia GINI personas

    0,41

    0,55

    0,45

    0,47

    0,49

    0,51

    0,53

    0,43

    (GIN

    Iper

    sona

    s)

    20061986 1988 1990 1992 1994 1996 1998 2000 2002 2004

    Nota: coeficiente GINI medido para siete ciudades a partir de las encuestas de hogares de los meses de junio, con ingresos imputados por omisin y sin ajuste por subdeclaracin.

    B. Inflacin total anual y pobreza extrema

    0,0

    35,0

    10,0

    15,0

    20,0

    25,0

    30,0

    5,0

    Inflacin anualTendencia inflacin anual

    Pobreza extremaTendencia pobreza extrema

    10,0

    31,0

    16,0

    19,0

    22,0

    25,0

    28,0

    13,0

    (por

    cent

    aje

    pobl

    aci

    nen

    pobr

    eza

    extre

    ma)

    1984 1986 1988 1990 1992 1994 1996 1998 2000 2002 2004

    (por

    cent

    aje

    infla

    cin

    anua

    l)

    Nota: pobreza extrema medida para siete ciudades a partir de las encuestas de hogares de los meses de septiembre, con ingresos imputados por omisin y sin ajuste por subdeclaracin.Fuente: DANE (ECH).

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 181

    la inflacin y la pobreza extrema; a menos que el impacto de la inflacin sobre la poblacin pobre est encubierto o matizado por impactos de otras variables, tales como el crecimiento econmico, la generacin de empleo e ingresos, las reformas estructurales y la liberacin de importaciones de comienzos de la dcada anterior, los cambios de regimenes cambiarios, las polticas de subsidios a los servicios sociales bsicos, o, ms an, que exista cierto nmero de perodos de rezago en la inflacin para que se manifieste algn impacto sobre la distribucin del ingreso y la pobreza extrema.

    A pesar de no observar regularidades empricas entre inflacin y distribucin del ingreso o pobreza, las economas modernas estn cada vez ms indexadas a la in-flacin. En Colombia los cambios de los precios son un insumo importante para la fijacin de los salarios, las pensiones, los crditos de vivienda (UVR), los arriendos, algunos impuestos (ingresos corrientes de la nacin), el presupuesto de la nacin, las transferencias a los entes territoriales, los valores de las lneas de indigencia y pobreza para la medicin de la incidencia de pobreza por ingresos o gastos, entre otros. En general, la estimacin del nivel de la inflacin determina en gran medida los ingresos y gastos reales de los hogares y de las empresas, lo mismo que las rentas pblicas del Gobierno, el gasto pblico y su distribucin a los entes territoriales.

    La relevancia cada vez mayor que cobra la inflacin en la economa colombiana y dems economas del planeta plantea un gran reto para su medicin. El clculo de la inflacin no es fcil; sin dudar de la capacidad tcnica e idoneidad de la institucin que la estime, confluyen diversos sesgos, algunos de los cuales son casi imposibles de superar, entre otros: el comportamiento que asumen los hogares a los cambios en los precios relativos por medio de la sustitucin de puntos de compra ms caros por aquellos con precios ms bajos, al igual que entre bienes y servicios (sesgo de sustitucin); la aparicin de nuevos productos por cambios tecnolgicos o mejora en la calidad de los mismos; la valoracin del consumo de bienes y servicios pbli-cos, la valoracin del uso por parte de los ocupantes de una vivienda con tenencia diferente de arrendamiento; las valoraciones del autoconsumo, el autosuministro y los salarios en especie; la variacin del tamao y de la composicin demogrfica de los hogares, y el cambio en el tiempo del ingreso de los hogares.

    Dadas las dificultades en la medicin de la inflacin y la poca evidencia de una relacin estable entre inflacin y distribucin del ingreso, una economa cada vez ms indexada a los cambios de precios sugiere la existencia de algn impacto de stos sobre la distribucin del ingreso. En este trabajo se recurre a las teoras del

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    182

    consumidor y de los nmeros ndices para encontrar y cuantificar evidencia emp-rica sobre la relacin entre inflacin y distribucin del ingreso, con la misma base de informacin que utiliza el Departamento Administrativo Nacional de Estads-tica (DANE) para la construccin del ndice de precios al consumidor (IPC-98) vigente actualmente: la encuesta de ingresos y gastos de 1994-1995 (EIG9495), y los ndices de precios de los bienes y servicios por estrato de ingresos y ciudad. Hasta ahora en el pas el impacto de la inflacin sobre la desigualdad y la pobreza se ha tratado de encontrar y cuantificar a travs de relaciones macroeconomtricas de largo y corto plazos como en Bernal et al. (1997), Ocampo et al. (1998) y Mer-chn (2002). Tambin se han cuantificado los sesgos en la medicin de la inflacin en Caicedo (2000) y Langebaek y Caicedo (2007).

    Este documento est organizado, en una primera parte, por esta introduccin. La se-gunda parte describe la evolucin de la inflacin colombiana y algunos mecanismos indexados a sta. La tercera aborda la medicin de la inflacin. La cuarta describe la metodologa y fuentes de informacin utilizadas. La quinta muestra los resultados encontrados y la ltima parte presenta las conclusiones y recomendaciones.

    II. evolucIn de la InFlacIn en colombIa y de los prIncIpales mecanIsmos IndeXados a sta

    Colombia ha venido disminuyendo la inflacin anual desde 1990, ao en que alcan-z el mximo de 32,4%, hasta llegar al 4,5% en 2006, el nivel ms bajo desde 1955 (cuando logr el 2%). Sin lugar a dudas la independencia del Banco de la Repblica promulgada por la Constitucin Poltica de 1991 y la poltica de inflacin objetivo1 llevada a cabo por esta institucin desde comienzos de la dcada de los noventa rindi sus frutos. Sin olvidar que este cambio institucional estuvo acompaado por la eliminacin de barreras comerciales y de restricciones a la demanda de importa-ciones, que presionaban hacia una inflacin alta y persistente, donde imperaba una tasa de cambio que se devaluaba gota a gota, luego, hasta finales de los noventa, pas a un rgimen de banda cambiaria. Por otra parte y en los aos transcurridos

    1 El Emisor fija las metas de inflacin anual y de largo plazo que se obliga a cumplir utilizando como instrumento la tasa de inters de intervencin. Dicha tasa de poltica se disminuye cuando la economa entra en recesin o baja su crecimiento con respecto al PIB potencial, y se aumenta cuando la economa recalentada crece por encima del PIB potencial por un consumo desmesurado, ya sea privado o pblico.

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 183

    de esta centuria, se encuentra evidencia de que la concentracin del ingreso y la pobreza extrema han disminuido despus de la crisis de 1999, cuando se lleg a los mximos del perodo analizado (Grfico 1), lo que pudo ser un efecto positivo com-binado de la recuperacin de niveles aceptables de crecimiento econmico, y con cierto rezago, de las polticas de distribucin del gasto pblico social (Ley 60/93 y acto legislativo 715 de 2002 y el programa Red de Apoyo Social, lanzado en 2000), que, aunque no han sido eficientes, han contribuido a la acumulacin de capital hu-mano en salud y educacin de las familias colombianas (Lasso, 2006). Igualmente, con cierto rezago y sin observar evidencia de una regularidad emprica, la poltica antiinflacionaria iniciada en los aos noventa pudo contribuir a esta disminucin.

    En los aos cincuenta y sesenta la inflacin se mantuvo en un dgito, con unos po-cos aos excepcionales, cuando se lleg a una inflacin de dos dgitos: a partir de los aos setenta y hasta el primer lustro de los noventa la inflacin no slo alcanz niveles de dos dgitos sino que mantuvo un promedio anual por encima del 20%, con cierta estabilidad y sin degenerar en una hiperinflacin como ocurri en otros pases latinoamericanos, como Argentina, Brasil, Bolivia, Chile, Per, Ecuador y Mxico. La estabilidad de la inflacin en un nivel alto durante esos aos fue producto de un comportamiento de adaptacin asumido por los agentes, que sim-plemente esperaban que se causara para incorporarla en sus contratos, negocios, acuerdos y precios. La indexacin de precios con la inflacin causada condujo a una inflacin inercial que reproduca en el ao corriente el nivel del ao anterior, situacin que en gran medida, se super con la postulacin de la independencia del Banco de la Repblica por la Constitucin de 1991 y, luego, con la poltica antiin-flacionaria orientada por esta institucin. El banco central colombiano comenz a fijar la inflacin esperada del ao siguiente y de largo plazo (metas de inflacin), lo que condujo a los agentes a anclar sus precios con base en la meta en lugar de la inflacin causada.

    Para contrarrestar la inflacin inercial heredada de los aos ochenta, en los noven-ta, adems de la poltica de fijacin de la meta de inflacin, desaparecieron algunos mecanismos de indexacin de precios de bienes y servicios importantes, como los combustibles y el transporte, que tienen un efecto cascada sobre los precios de otros bienes y servicios; a los primeros el Gobierno les ha venido retirando pau-latinamente el subsidio y sus precios vienen siendo actualizados mes tras mes de acuerdo con la tasa de cambio y su precio internacional, en lugar de ser fijados a comienzos de cada ao por el Gobierno de acuerdo con la inflacin causada. Los segundos igualmente dejaron de ser fijados anualmente por el Gobierno, lo cual

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    184

    comenz a regir en la misma fecha de los combustibles. En consecuencia, las ac-tualizaciones de los precios del transporte y en general de los dems bienes y ser-vicios se desligaron de la fecha de actualizacin de los precios de los combustibles (Merchn, 2002), que regularmente era en enero, y que causaba en dicho mes un incremento mayor en el nivel de precios con respecto a los dems meses del ao.

    Como contraparte, aunados a los mecanismos indexados a la inflacin que conti-nuaron en la dcada de los noventa, aparecieron unos nuevos como la unidad de valor real (UVR) para financiacin de vivienda de inters social (VIS), que reem-plaz la unidad poder adquisitivo constante (UPAC) creada en 1972, una modali-dad de tasa de inters indexada a la UVR de los ttulos de deuda pblica (TES), la garanta del poder adquisitivo dada a las pensiones y la cada vez mayor relevancia que se confiere al salario mnimo legal (SML) como referente para la fijacin de otros precios de la economa colombiana, adems de que el SML determina na-turalmente los precios de los bienes y servicios que utilizan, en mayor o menor grado, el factor trabajo no calificado en su proceso productivo.

    As como algunos mecanismos nuevos de indexacin, como otros que desaparecie-ron o fueron reemplazados en aos anteriores, pudieron proteger a los ms pobres y generar algn grado de progresividad, algunos otros de igual o mayor importan-cia pudieron ser regresivos y favorecer la concentracin del ingreso. Estos efectos encontrados de los mecanismos de indexacin que pudieron estar en favor o en contra de una causalidad positiva de la inflacin sobre la distribucin del ingreso y la extrema pobreza no permiten aceptar o rechazar esta hiptesis fcilmente.

    Los mecanismos indexados a la inflacin no son el nico canal mediante el cual se producen consecuencias distributivas. Hay otras teoras sobre efectos redistri-butivos bien fundamentadas como el rezago salarial, la hiptesis de distribucin deudor/acreedor, el impuesto inflacionario reflejado en la prdida de valor de los saldos monetarios reales (M/P) o seoreaje y, por ltimo, en una economa con alta inflacin el financiamiento inflacionario del dficit fiscal reduce el valor real de los impuestos que tienen un rezago importante entre el momento en que se causa y su cobro efectivo: el efecto Olivera-Tanzi. Este ltimo efecto se estima regresivo, en razn a que los impuestos directos que pagan en mayor proporcin los hogares de ingreso altos tienen un rezago medio mayor que los impuestos indirectos (impues-to al valor agregado [IVA]).

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 185

    a. el salarIo mnImo legal (sml) y su IndeXacIn a la InFlacIn

    El SML es uno de los principales mecanismos indexados a la inflacin con la funcin de proteger a la poblacin pobre asalariada de los cambios en los precios. Desde 1999 el SML en Colombia ha tenido incrementos reales sostenidos, que para 2006 equiva-lan a un 18% ($61.921 mensuales de 2006) con respecto al salario devengado en 1998, recuperando aproximadamente en el doble la disminucin del 9% ($31.615 mensuales de 2006) que sufri entre 1984 y 19982. El SML en siete aos recuper lo que perdi en catorce aos y gan otro tanto en trminos reales. Este crecimiento real del SML3 a partir de 1999 debi reflejarse igualmente en un crecimiento real de los salarios me-dios4 del empleo asalariado no calificado5 cubierto por esta norma. Esto no fue lo que ocurri: como lo muestra el Grfico 2, sucedi lo contrario, los salarios reales de los obreros y empleados particulares y de los empleados domsticos, sin educacin supe-rior, disminuyeron mientras el SML real creci. Tambin aument la evasin al SML: segn Lpez y Lasso (2008), en 1998 el 17,6% del total de trabajadores remunerados en las siete principales ciudades reciban ingresos menores de 0,95 SML, ya en 2006 esta cifra lleg a 29,9%. Est situacin se ha agudizado an ms para la poblacin sin educacin superior. Los mismos autores encuentran que apenas sobre el 8,7% de este mismo total de ocupados el SML tiene incidencia.

    En cuanto a los obreros y empleados no calificados gubernamentales tienen un salario mensual medio de alrededor de dos veces el SML, que muestra no slo sus mejores condiciones, con respecto a los privados, sino que evidencia la poca cobertura del SML sobre esta poblacin. Por otra parte, los cuenta propia no calificados son una poblacin

    2 El artculo 8 de la Ley 278 de 1996 estipula que en caso de no haber consenso en la Comisin Permanente de Concertacin de Polticas Salariales y Laborales, el Gobierno fija el SML teniendo en cuenta la inflacin causada, la meta de inflacin, la productividad, la contribucin de los salarios al ingreso nacional y el incremento del producto interno bruto. Posteriormente la sentencia C-815 de 1999 de la Corte Constitucional condicion que el reajuste del SML no puede ser inferior a la inflacin causada. De esta manera, antes de 2000 en el reajuste al SML tuvo mayor relevancia la meta de inflacin, y a partir de 2000 la mayor relevancia la tuvo la inflacin causada.

    El SML incluye el dominical y no incluye el auxilio de transporte ni los salarios indirectos, como las contribuciones patronales a la seguridad social y los parafiscales.

    Los salarios corresponden a la definicin de las encuestas de hogares del DANE y no tienen descontadas las deducciones por seguridad social pagada por el asalariado y por el impuesto de retencin a la fuente.

    5 Se consideran no calificados los ocupados con educacin hasta secundaria completa.

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    186

    ocupada no cubierta por el SML dado su alto grado de informalidad y, por consiguien-te, su poco poder de negociacin y de representacin; sin embargo, su ingreso laboral medio mensual mantiene un comportamiento similar al salario de los obreros y em-pleados particulares; as, en la medida en que le vaya bien al empleo asalariado privado con mejores salarios, los cuenta propia mejorarn sus ingresos laborales, y viceversa. Ms y mejor empleo privado llevan a mejorar los ingresos de los cuenta propia.

    La evidencia indica que el SML no cumple con la funcin de mantener el poder adquisitivo del salario de los trabajadores sin educacin superior. El SML crece en trminos reales mientras el salario medio de los obreros y empleados particulares decrece. Este hecho se da con una dinmica creciente de evasin al SML y una disminucin de su cobertura. Con el agravante de que el ingreso de los hogares ms pobres proviene de actividades en su mayora informales, la minora tiene su sustento en los salarios, y cuando reciben salarios son sujeto de la evasin al SML (Lpez y Lasso, 2008).

    Grfico 2Ingresos mensuales laborales medios de los ocupados no calificados (hasta secunda-ria completa), por posicin ocupacional y salario mnimo legal

    (milesdepesos2006)

    300

    950

    1984Particular DomsticoGobiernoCuenta propia

    20061986 1988 1990 1992 1994 1996 1998 2000 2002 2004

    900850800750700650600550500450400350

    SML

    Nota: total siete ciudades, a los meses de junio de 198 a 2006. Los ingresos tienen imputacin por no declaracin del ingreso laboral y ajuste por censura.Fuente: cculos del autor con base en las encuestas de hogares del DANE; ajuste por censura Nez y Jimnez (1997).

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 187

    b. dIFerencIas de la InFlacIn por tIpo de bIen, estrato y cIudad

    En Colombia se estima la inflacin con una cobertura urbana de trece ciudades, in-cluyendo los municipios que hacen parte de sus reas metropolitanas, y con base en un ndice tipo Laspeyres. El IPC 98 vigente toma las ponderaciones de la EIG9495 y su perodo base es diciembre de 1998. Como consecuencia del sistema de ponde-raciones, los cambios de precios de los bienes y servicios que tengan mayor parti-cipacin en el total de gasto sern los que determinen en mayor medida el cambio del IPC nacional. Para ilustrar este hecho se observa en el Grfico 3, panel A, que el IPC de alimentos, grupo que tiene la mayor participacin (29,5%) en el total del gasto nacional, va de la mano con el IPC nacional.

    Lo mismo ocurre cuando se observan los ndices de precios por estrato (Grfico 3, panel B). El IPC de los hogares con ingresos medios es prcticamente igual al IPC nacional porque la participacin porcentual de estos en el gasto total nacional es de ms de la mitad (55,1%), los ingresos bajos tienen el 25,1% y apenas el 19,8% del gasto lo realizan los hogares con ingresos altos6. Siguiendo el mismo raciocinio, el IPC nacional est determinado en gran medida por el IPC de Bogot, dada su ma-yor importancia en el gasto nacional (Grfico 3, panel C).

    As como Bogot y el estrato medio determinan en gran medida el IPC nacional, de la misma manera, para el nivel de desagregacin ms bajo posible, que son los hogares, aquellos que tienen una participacin mayor en el gasto de una ciudad o inclusive en el total nacional imponen sus patrones de consumo a los hogares con una participacin menor; es decir, los de mayor participacin en el gasto contribu-yen ms al IPC nacional. Esto tiene impactos sobre la distribucin del ingreso y la pobreza, y le da el carcter de plutocrtico al IPC nacional.

    Recurriendo a la regularidad emprica observada por Engel (a mayor participacin de los alimentos en el total de ingreso de los hogares menor bienestar), esto es, a la

    6 El DANE clasifica en ingresos bajos el 50% del total de hogares con el ingreso per cpita ms bajo, en ingresos medios clasifica el siguiente 5% de los hogares, y el 5% restante con el ingreso per cpita ms alto es clasificado como de ingresos altos. En el clculo del ingreso per cpita el DANE tiene en cuenta no slo el nmero de personas que habitan en ste sino su estructura de edades. El estrato que conforman los hogares con ingresos altos fue incluido por el DANE a partir del IPC-98, en las anteriores revisiones del IPC esta poblacin era descartada.

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    188

    caracterstica de bien bsico del grupo de alimentos y con ingreso constante: si los precios de los alimentos crecen a un ritmo superior que los precios de los dems bienes, causa mayor inflacin en el estrato de ingresos bajos con respecto al de ingresos medios, y consecuentemente de ste con respecto al de ingresos altos. Por consiguiente, los hogares de menor ingreso pierden relativamente mayor bienestar si el efecto sustitucin no es importante.

    Esta disminucin del bienestar se acrecienta cuando el IPC social es uno plutocrtico que impone las preferencias de gasto de los hogares con un nivel superior de ingreso. Ante una dinmica de los precios de los alimentos superior al de los dems bienes y servicios, y suponiendo que los ingresos de los hogares crecen a la inflacin na-cional, la ganancia real de los que tienen mayor ingreso est dada por la diferencia positiva entre la inflacin nacional y la de su grupo; y la prdida de poder adquisitivo de los de menor ingreso por el valor negativo de esta diferencia. Frente a una disper-sin alta de la inflacin, entre ms cerca o lejos se ubique la inflacin de los hogares de menor ingreso a la nacional menos o ms poder adquisitivo pierden, pero ganan o pierden ms en trminos reales los hogares de mayor ingreso. El grado de dispersin de la inflacin determina la magnitud del impacto sobre la desigualdad del ingreso y la pobreza.

    III. la medIcIn de la InFlacIn

    a. aspectos terIcos

    La medicin de la inflacin se hace a travs de un IPC manteniendo constante el vector de cantidades de la canasta de bienes y servicios. Este ndice es conocido como de Las-peyres. En contraste, un ndice de costo de vida (ICV) muestra la evolucin en el tiem-po del gasto mnimo necesario para mantener constante un cierto nivel de utilidad.

    En un ICV los consumidores varan las cantidades adquiridas de unos u otros bienes como respuesta a la variacin de los precios relativos con el fin de mantener constante su nivel de vida; en consecuencia, se espera que las cantidades adquiridas desciendan para los bienes cuyos precios suben ms aprisa y asciendan para los bienes cuyos pre-cios estn disminuyendo. En un IPC de Laspeyres donde las cantidades estn fijas, los bienes cuyos precios suben ms rpidamente ganan paulatinamente ms importancia en el gasto total con relacin a los bienes cuyos precios suben menos rpido. Kons (1939) encontr que el ICV es menor o igual al IPC de Laspeyres y mayor que el IPC de

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 189

    Grfico Precios al consumidor a los meses de diciembre de 1998 al 2007

    A. ndices por bien

    (199

    8=

    100)

    100,0

    200,0

    1998 1999 2000 2001

    120,0

    140,0

    160,0

    180,0

    2002 2003 2004 2005 2006 2007Alimentos VestuarioVivienda Total

    B. ndices por estrato

    (199

    8=

    100)

    100,0

    190,0

    1998 1999 2000 2001

    110,0120,0130,0140,0150,0160,0170,0180,0

    2002 2003 2004 2005 2006 2007Bajo AltoMedio Total

    C. ndices por ciudades

    (199

    8=

    100)

    1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007Medelln BogotBarranquilla ManizalesPasto CaliBucaramanga Total

    100,0

    190,0

    110,0

    130,0

    150,0

    170,0180,0

    120,0

    140,0

    160,0

    Fuente: clculos del autor con base en la encuesta de hogares del DANE.

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    190

    Paasche. Si los comportamientos de los consumidores tuvieran preferencias de Leon-tief con coeficientes fijos, el IPC de Laspeyres se hace igual al ICV. En caso de que la relacin sea estrictamente menor, es decir, cuando los consumidores sustituyen unos bienes por otros como respuesta a los cambios en los precios relativos, se presenta el sesgo de sustitucin con la sobrevaloracin del IPC de Laspeyres con relacin al valor del ICV. Hay subvaloracin en el caso de un IPC de Paasche porque las cantidades o la estructura de preferencias de los consumidores corresponden al perodo corriente y se busca averiguar en cunto cambia el valor de la canasta manteniendo los precios del perodo inicial.

    A partir de los ndices de precios de Laspeyres y de Paasche se construyen los nme-ros ndices superlativos o ideales de Fisher que se aproximan ms al valor del ICV. Obviamente su construccin implica duplicar el esfuerzo y el costo de la recoleccin de la informacin necesaria, dado que tendra que conseguirse de manera continua no solo los precios sino las cantidades que consumen los hogares.

    Ahora bien, desde la teora del consumidor, la construccin de un ndice nacional de costo de vida est bien microfundamentada para el individuo representativo, pero no para toda la sociedad. En un ndice social de costo de vida hay que suponer que todos los individuos tienen las preferencias y el ingreso del individuo representativo. Como este supuesto no se cumple, cada uno de los individuos tiene un ICV diferente inheren-te a su estructura de preferencias y su ingreso, y por consiguiente un IPC diferente.

    b. los problemas de agregacIn

    1. Agregacin de los precios de las distintas fuentes de comercializacin

    La construccin del ndice comienza con la recoleccin, en las fuentes de comer-cializacin y venta, de los precios de los bienes y servicios que hacen parte de la canasta del IPC 98 seleccionada a partir de una encuesta de ingresos y gastos a los hogares. El problema de agregacin en el nivel ms bajo radica en que la cotizacin debe garantizar al mximo que los cambios correspondan a precios y no a calidad, manteniendo la especificacin del bien y cotizando en las mismas fuentes. El IPC 98 tiene una estructura flexible que corresponde al artculo o variedad, se encuentra por debajo del gasto bsico y se actualiza ms rpido que la estructura fija. En la mayora de los casos el precio del gasto bsico lo constituye el promedio ponderado de los precios (o variaciones de precios) de los artculos o variedades que lo conforman;

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 191

    promedio que cambia en el nmero de artculos o variedades y, por consiguiente, en sus ponderadores, segn el estrato de ingreso y la ciudad. A partir del gasto bsico, pasando por clase de gasto, subgrupo de gasto y grupo de gasto, hasta llegar al IPC total, los clculos se hacen por agregaciones sucesivas y corresponden a la estruc-tura fija7.

    Formalizando la construccin del ndice para un gasto bsico o para los artculos que lo conforman, cuyos precios se toman una vez cada mes, en un mismo conjunto de establecimientos comerciales e = 1, Ej,k, en una ciudad j con k = 3 estratos de ingreso, el ndice simple del artculo i en el mes t (Ii,j,k,t), lo obtiene el DANE como el cociente entre el promedio geomtrico del precio del artculo en el perodo t y el promedio geomtrico del precio en el perodo de base 0. Entonces:

    IP

    PP P Pi j k t

    i j k t

    i j ki j k t i e t

    e

    Ej k i j k, , ,

    , , ,

    , , ,, , , , ,, , ,* ;

    0

    100 ,, , ,,0 0 Pi ee

    Ej k

    (1)

    El promedio geomtrico es menos influenciable a los valores extremos que el prome-dio aritmtico y se empez a aplicar a partir del IPC 98. En las anteriores metodolo-gas el DANE aplic el promedio aritmtico simple.

    2. Construccin del ndice por estrato de ingreso, ciudad y nacional

    Con el supuesto de que todos los hogares clasificados en un estrato k de cualquiera de las trece ciudades j enfrentan los mismos precios, el segundo problema de agre-gacin lo constituye la construccin del IPC nacional por medio de tres procesos de agregacin sucesivos: primero al estrato de ingreso, luego al total de cada ciudad y por ltimo al total nacional. Dados para el perodo base del ndice de Laspeyres: Gi,j,k como el gasto agregado del gasto bsico i en el estrato k de la ciudad j; Gj,k como el gasto agregado del estrato k en la ciudad j; Gj como el gasto agregado de la ciudad j; y G el gasto total nacional; entonces el IPCt nacional es:

    IPC W It i j ki

    i j k tkj

    , , , , ,* (2)

    7 Metodologa IPC 98, DANE, mayo de 2008: http://www.dane.gov.co/files/investigaciones/fichas/metodologia_IPC-98.pdf

    8 DANE, Ibd.

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    192

    Donde el coeficiente de ponderacin para cada ndice simple de cada gasto bsico i es:

    WG

    G

    G

    G

    G

    G

    G

    GPara todo i j ki j k

    i j k

    j k

    j k

    j

    j i j k, ,

    , ,

    ,

    , , ,* * , , para todo i,j,k

    Donde los factores son:

    G

    G

    i j k

    j k

    , ,

    , Participacin del gasto bsico i en el total del gasto del estrato de in-

    greso k de la ciudad j.

    ,j k

    j

    G

    G Participacin del estrato de ingreso k en el total de gasto de la ciudad j.

    jG

    G Participacin de la ciudad j en el total del gasto nacional.

    G

    G

    i j k, ,

    Participacin del gasto bsico i para todo j y k en el total del gasto na-

    cional.

    3. Agregacin de los hogares

    En los procesos que el DANE aplica en su metodologa para obtener el IPC nacional se encuentra inmersa la agregacin de los hogares. A partir de la EIG9495, sea h=1, , H el conjunto de los hogares encuestados y clasificados en el estrato de ingreso k de la ciudad j; sea Gi j k

    h, , el gasto en el gasto bsico i, y sea

    Gj kh, el gasto total del ho-

    gar h clasificado en el estrato de ingreso k de la ciudad j, y adems, si se supone que todos los hogares de un mismo estrato k y una misma ciudad j enfrentan los mismos precios, entonces existe un ndice de precios para cada hogar h cuyos ponderadores wi

    h

    de cada gasto bsico i se deducen de la misma forma como el DANE obtiene los ponderadores para el estrato de ingreso k, para una ciudad j o para el total nacional en la ecuacin (2) de la seccin anterior. De esta manera, la tasa de inflacin de un hogar h en el mes t se define como:

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 193

    IPC w I donde wG

    Gth

    ih

    i j k ti

    ih i j k

    h

    j k

    h * ; :, , , , ,

    ,

    ; donde: w

    G

    Gih i j k

    h

    j k

    h , ,

    ,

    (3)

    Utilizando la ecuacin (3), y siguiendo la metodologa del DANE, la inflacin nacio-nal se puede definir como:

    , *h h

    t j k tj k h

    IPC W IPC (4)

    Donde el coeficiente de ponderacin de la inflacin de cada hogar h es:

    ,, ,

    ,,

    * * , ,h h

    j k jj k j khj k

    j k j

    G GG GW Para todo h j k

    G G G G

    Para todo h, j, k

    Donde:

    G

    Gj kh, Participacin del hogar h en el total del gasto nacional.

    De esta manera, el IPC nacional no es ms que la media ponderada de la inflacin de cada hogar, donde el coeficiente de ponderacin Wj k

    h,

    es la participacin del gasto en que incurre cada hogar dentro del gasto agregado nacional. Por consiguiente, cuanto mayor es el gasto de un hogar con respecto a los dems hogares, mayor es su impor-tancia en el IPC nacional. Desde Prais (1959) la construccin de un ndice donde la estructura de ponderaciones confiere ms importancia a los patrones de consumo de los hogares ricos con respecto a los hogares pobres, se conoce como un ndice plutocrtico. Adems, este autor plantea un ndice alternativo o democrtico donde todos los individuos tienen igual ponderacin.

    En este orden de ideas, la agregacin tiene que ver con la distribucin del ingreso: Cules hogares se afectan ms: los pobres o los ricos? El ndice plutocrtico con respecto al democrtico da mayor importancia a los bienes de lujo (elasticidad ingreso mayor que 1) con respecto a los bienes necesarios (elasticidad ingreso menor que 1) e inferiores (elasticidad negativa). Los bienes con una elasticidad ingreso alre-dedor de 1 no generan diferencias entre los ndices plutocrtico y democrtico, pues siempre se utiliza la misma proporcin de ingreso en su compra (se adquiere siempre la misma cantidad) ante cambios en el ingreso.

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    194

    c. la medIcIn en colombIa

    En Colombia se realiza una medicin urbana de la inflacin investigando mes tras mes los precios de los bienes y servicios de una canasta fija, determinada por los patrones de consumo de las trece ciudades principales del pas9. Las ponderaciones fijas del ndice de Laspeyres son actualizadas a partir de la estructura de gasto que arroja la aplicacin cada diez aos de una encuesta de ingresos y gastos. El DANE empieza a construir un IPC nacional ponderado por la estructura de gasto a partir de la revisin IPC-6010, que proviene de la encuesta de ingresos y gastos aplicada entre marzo de 1984 y febrero de 1985, cuyo perodo base fue diciembre de 1988, y recibe el carcter de plutocrtico por la importancia que asumen los hogares con mayor ni-vel de gasto o riqueza. El IPC 98 vigente tiene las ponderaciones de gasto tomadas de la EIG9495, y su perodo base es diciembre de 1998. Con la gran encuesta integrada de hogares (GEIH), que inici para el mdulo de gasto en octubre de 2006 y termin en septiembre de 2007, el DANE tiene el propsito de actualizar los ponderadores y construir un IPC de mayor cobertura, mas no la medicin urbana que tenemos actualmente para trece ciudades, y disear procedimientos para mejorar la actuali-zacin de la canasta que minimicen, cada vez ms, el sesgo de sustitucin.

    Los primeros esfuerzos de medicin de la inflacin en el pas hacen referencia al Banco de la Repblica en 1923. En este mismo ao, con la creacin de la Contralora General de la Nacin (CGN), esta institucin asumi tal funcin, y en 1937 realiz una encuesta de gasto a los obreros de Bogot, con base en la cual construy ndices de precios. La creacin del DANE en 1953 consolid la produccin de los ndices de precios a nivel nacional, y desde el ao siguiente a su fundacin ha realizado cuatro revisiones para actualizar los patrones de gasto e incorporar mejoras en la metodo-loga de estimacin del IPC: 1954-IPC20, 1978-IPC40, 1988-IPC60 y 1998-IPC98 (para mayores detalles metodolgicos vase el Anexo 1).

    9 Las ciudades investigadas por la encuesta de ingresos y gastos de marzo de 199 a febrero de 1995 corresponden a 2 capitales de departamento, pero para el IPC 98 slo se tuvieron en cuenta: Bogot, Medelln, Cali, Barranquilla, Manizales, Bucaramanga, Pasto, Pereira, Ccuta, Montera, Neiva, Cartagena y Villavicencio.

    10 En las anteriores revisiones del IPC los ponderadores estaban determinados por el nmero de personas, lo que le daba un carcter democrtico.

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 195

    Iv. metodologa y Fuentes de InFormacIn

    Dado que la medicin convencional de la inflacin nacional es la media de las inflacio-nes de cada uno de los hogares ponderada por la importancia de su gasto, por construc-cin, la inflacin de cada uno de los hogares y la inflacin nacional seran iguales si y solo si: i) todos los hogares tuvieran los mismos patrones de gasto, aunque los precios relativos de los bienes y servicios cambiaran a travs del tiempo; o ii) si los cambios en los precios fueran iguales para todos los bienes y servicios, aunque existieran tantas preferencias de gasto como hogares hubieran. En ocurrencia de cualquiera de los dos eventos anteriores, no hay problema para la teora econmica de pasar del consumi-dor medio representativo a un ndice social de costo de vida, porque todos los hogares tendran la misma tasa de inflacin. Pero los dos eventos independientemente tienen una probabilidad nula de ocurrir, porque los hogares tienen estructuras de preferencias diferentes y cada uno de los bienes y servicios que consumen cambian de precio con distinta velocidad. En resumen los hogares presentan inflaciones distintas. A partir de esta evidencia, y con base en la ecuacin (3), se estiman las tasas de inflacin para cada hogar tomando en consideracin su patrn de consumo y los ndices simples de precios de los gastos Bsicos a los cuales se enfrenta dentro de cada estrato de ingreso y cada ciudad. De esta manera se cuantifica la dispersin de la inflacin, dando respuesta a la pregunta: Qu tan lejos o cerca de la inflacin nacional se encuentra la inflacin individual de cada hogar?

    Con la inflacin para cada hogar y con funciones de agregacin se construyen los ndices sociales de precios segn la ecuacin (4), que pueden responder las preguntas: Qu pasa con la estimacin de la inflacin con ponderaciones iguales para todos los hogares frente a una estructura de ponderaciones a partir de la importancia en el gasto? La inflacin es pro-pobre o anti-pobre? Cules son las caractersticas demogrficas, sociales y econmicas de los hogares con mayor o menor inflacin? Dnde se ubica en la distribucin del ingreso el hogar que tiene los mismos patrones de consumo del hogar IPC?, y cules son los impactos de la dispersin en desigualdad y pobreza?

    Desde condiciones de elasticidad de sustitucin igual cero de un IPC de Laspeyres como el que construye el DANE y que sobreestima un verdadero ndice de precios, se calcula la variacin compensada de Hicks: el ingreso que hay que quitar o dar a un hogar para compensar la evolucin de los precios o la inflacin que enfrent mante-niendo su utilidad constante. Si los cambios de precios se comportan en favor de los pobres, es decir, inflacin relativamente mayor para los ricos y menor para los pobres, entonces las variaciones compensadas de los primeros tendern a ser mayores que las

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    196

    de los segundos, por lo que la desigualdad del ingreso en t + 1 ser mayor que en t. Sin embargo, para hallar los impactos de la inflacin en pobreza y en desigualdad, la variacin compensada de Hicks se considera como la ganancia o prdida del poder de compra del ingreso de cada hogar frente a una canasta fija en el tiempo, por tanto, si la dinmica de la inflacin est en favor de los pobres, la desigualdad del ingreso en t + 1 ser menor que en t.

    Las estructuras de gasto de los hogares provienen de la encuesta de presupuestos familiares aplicada por el DANE de manera continua durante el ao comprendido entre marzo de 1994 y febrero de 1995. Esta es la fuente de informacin utilizada por el DANE para obtener los ponderadores fijos de gasto del IPC 98. El anlisis se hace para las trece ciudades, con sus reas metropolitanas, investigadas por el IPC 98. Los cambios mensuales de los precios de los gastos bsicos, por estrato y ciudad, son tomados del sistema IPC 98. Con base en esta informacin el procesamiento de datos consiste en:

    1. Seleccionar los 405 artculos y variedades que hacen parte de la canasta del IPC 98 en la EIG9495.

    2. Agrupar los artculos y variedades consumidos por los hogares de la EIG9495 en los 176 gastos bsicos del IPC 98.

    3. Hallar el ingreso per cpita, excluyendo los pensionistas y los empleados do-msticos y sus hijos residentes en el hogar. Ordenar los hogares ascendente-mente por su ingreso per cpita y clasificarlos de tal manera que el 50% ms pobre corresponda al estrato bajo, el 45% siguiente sea el estrato medio y el 5% restante ms rico sea el estrato alto. Antes de clasificar los hogares por estrato se eliminan los hogares unipersonales.

    4. Recodificar los gastos bsicos de la EIG9495 de acuerdo con la codificacin del IPC 98.

    5. Adicionar a los gastos bsicos de cada hogar de la EIG9495 sus correspon-dientes ndices de precios del IPC 98, de acuerdo con su estrato de ingreso y la ciudad donde reside.

    6. Hallar las participaciones de cada gasto bsico en el gasto total de cada hogar de la EIG9495, incluyendo las compras a crdito y de contado.

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 197

    7. Con base en las estructuras de gasto que reflejan las preferencias individuales se estima la inflacin para cada hogar.

    8. Hallar el IPC nacional plutocrtico y el IPC nacional democrtico, ponderan-do en el primer caso, por la importancia del gasto de cada hogar en el gasto nacional, y en el segundo caso, estimando el promedio aritmtico simple de las inflaciones de todos los hogares de la EIG9495 (ponderador 1 / H, donde H es el nmero total de hogares expandidos por el factor de expansin pobla-cional de la encuesta).

    v. resultados

    a. cun cerca a la estImacIn plutocrtIca del dane?

    Despus de seleccionar y organizar los artculos de la EIG9495 de acuerdo con la clasificacin de los gastos bsicos del IPC 98, y luego de replicar la estructura de ponderaciones que hace el DANE, se logra una gran aproximacin a la estimacin plutocrtica anual del DANE para la inflacin nacional, con la estimada para este trabajo. Las dos estimaciones de las variaciones anuales de los precios a nivel nacio-nal se siguen una a la otra (Grfico 4, panel A). Por otra parte, en los nueve aos de vigencia el IPC nacional a diciembre de 2007 acumula una diferencia de un punto porcentual en favor del estimado por el DANE (que lleg a 178%), mientras que el calculado en este trabajo alcanza un valor de 177% (Grfico 4, panel B).

    Por estrato de ingreso, la subestimacin con respecto a la estimacin oficial llega a 0,4, 0,8 y 1,9 pp para el bajo, medio y alto, en su orden; y las variaciones anuales de las dos estimaciones se siguen igualmente en los tres estratos (Grficos 4, paneles C a H).

    Por ciudades las diferencias continan siendo en favor de la estimacin oficial. Com-parando las siete ciudades del Anexo 2, la mayor diferencia del IPC a diciembre de 2007 es de 1,9 pp en Pasto, seguida por Bogot con 1,4 pp, por Barranquilla y Bucaramanga con 0,9 pp cada uno y por Medelln con 0,5 pp; mientras que la menor diferencia se presenta en Cali y Manizales con 0,2 pp cada uno.

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    198

    Grfico Inflaciones anuales e IPC plutocrticos y democrticos total nacional

    A. Inflacin total, diciembre de 1999 a diciembre de 2007

    B. IPC total a diciembre de 2007

    4,0

    8,0

    10,0

    7,0

    9,0

    6,05,0

    2001 2003 2005 20071999Plutocrtico estimado

    Democrtico estimadoPlutocrtico DANE

    (porcentaje)

    176,0176,5177,0177,5178,0178,5179,0179,5180,0180,5

    Plutocrticoestimado

    PlutocrticoDANE

    Democrticoestimado

    (dic

    iem

    bre

    de19

    98=

    100)

    C. Inflacin de los ingresos bajos, diciembre de 1999 a diciembre de 2007

    D. IPC de los ingresos bajos a diciembre de 2007

    3,0

    8,0

    11,0

    7,0

    9,0

    6,05,04,0

    10,0

    (porcentaje)

    Plutocrtico estimado

    Democrtico estimadoPlutocrtico DANE

    2001 2003 2005 20071999 179,5180,0180,5181,0181,5182,0182,5183,0183,5

    179,0

    184,0

    Plutocrticoestimado

    PlutocrticoDANE

    Democrticoestimado

    (diciembrede1998=100)

    F. IPC de los ingresos medios a diciembre de 2007

    E. Inflacin de los ingresos medios, diciembre de 1999 a diciembre de 2007

    4,0

    8,0

    10,0

    7,0

    9,0

    6,05,0

    (porcentaje)

    Plutocrtico estimado

    Democrtico estimadoPlutocrtico DANE

    2001 2003 2005 20071999 176,0

    177,0

    178,0

    179,0

    175,0

    180,0

    Plutocrticoestimado

    PlutocrticoDANE

    Democrticoestimado

    (dic

    iem

    bre

    de19

    98=

    100)

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 199

    b. InFlacIn en Favor de pobres o rIcos?

    Contrastando la inflacin resultante de una agregacin plutocrtica de las inflacio-nes individuales con la que resulta de una democrtica, puede determinarse qu tan pro-pobre o anti-pobre fue la inflacin en un perodo. Un IPC democrtico (180,1%) mayor en 3,1 pp con respecto a uno plutocrtico (177%), como se present a nivel nacional entre los diciembres de 1998 a 2007, indica que la inflacin nacional fue anti-pobre en este perodo (Grfico 4, panel B). Los precios de los bienes y servicios de lujo que consumen relativamente ms los hogares ricos, crecieron en este pe-rodo ms lento frente a los bienes y servicios de primera necesidad que consumen relativamente ms los hogares pobres. Adicionalmente, por el carcter plutocrtico del IPC en Colombia como en la mayora de pases, la inflacin del pas en este pe-rodo se parece ms a la inflacin baja que enfrentaron los hogares ricos en detri-mento de los hogares pobres que enfrentaron una ms alta. En otras palabras, si se hubiera indizado el ingreso de todos los hogares por el IPC nacional de este perodo: i) a los pobres se les hubiera deteriorado su ingreso real debido a que su inflacin fue mayor que la nacional, y ii) a los ricos les hubiera mejorado su ingreso real dado que su inflacin fue menor que la nacional.

    Grfico (continuacin)Inflaciones anuales e IPC plutocrticos y democrticos total nacional

    Fuente: clculos del autor con base en DANE (EIG995 e IPC 98).

    H. IPC de los ingresos altos a diciembre de 2007

    G. Inflacin de los ingresos altos, diciembre de 1999 a diciembre de 2007

    (porcentaje)

    Plutocrtico estimado

    Democrtico estimadoPlutocrtico DANE

    2001 2003 2005 200719994,0

    8,0

    10,0

    7,0

    9,0

    6,05,0

    169,0

    170,0

    171,0

    172,0

    168,0

    173,0

    Plutocrticoestimado

    PlutocrticoDANE

    Democrticoestimado

    (dic

    iem

    bre

    de19

    98=

    100)

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    200

    El anlisis ao por ao presentado en el Grfico 4, panel A, muestra que no todos los aos tuvieron inflacin nacional favorable a los hogares ricos. En dos aos (2000 y 2003) de los nueve analizados la inflacin nacional favoreci a los hogares po-bres, dado que la plutocrtica fue mayor que la democrtica y en los siete restantes la democrtica fue mayor, favoreciendo a los ricos, especialmente en 2001 y 2002, cuando fue significativamente mayor. Este comportamiento cambia en algunos ca-sos, por estratos de ingreso y ciudades, pero la generalidad se mantiene: mayor de-mocrtico ante plutocrtico (Anexo 2).

    No obstante, hay casos especiales para destacar. En primer lugar, para el estrato de bajos ingresos de Bogot es la inflacin anual democrtica, mas no la plutocrtica (ambas estimadas en este estudio), lo cual sigue muy de cerca la inflacin oficial del DANE. La cifra oficial del IPC y la estimacin democrtica a diciembre de 2007 con respecto al mismo mes de 1998 tienen la misma variacin de 180,2%, mientras que la estimacin democrtica llega a un 179,5% (Grfico A2.1, paneles C y D, Anexo 2). Sin embargo, como el IPC democrtico es mayor que el plutocrtico, la inflacin dentro del estrato de bajos ingresos de Bogot favoreci a los hogares con mayor ingreso, como ocurri para el total de la ciudad y a nivel nacional.

    En segundo lugar, cabe destacar el comportamiento del cambio en el nivel de precios de Cali, donde se observa que son muy similares las estimaciones democrtica y plu-tocrtica en los tres estratos y, por consiguiente, en el total de la ciudad, indicando neutralidad del cambio de los precios frente a la desigualdad del ingreso y la pobreza (Grfico A2.3, paneles A a H, Anexo 2).

    En tercer lugar, el IPC democrtico del estrato alto de ingresos de Manizales y Pasto, a diciembre de 2007, resulta respectivamente 2,1 y 1,9 pp ms bajo que el estimado ponderando por la importancia del gasto (Grfico A2.5, panel H, y Grfico A2.7, pa-nel H, Anexo 2). Lo cual indica que dentro del estrato alto de ingresos de Manizales y Pasto la inflacin es pro-pobre.

    c. en qu lugar de la dIstrIbucIn del Ingreso se ubIca el consumIdor medIo?

    Usando una encuesta de gasto en consumo de los Estados Unidos para 1990, Deaton (1998) encontr que el consumidor cuyas proporciones al gasto coinciden con las ponderaciones oficiales del IPC se encuentra en el percentil 75 de la distribucin del

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 201

    gasto11. En Colombia el consumidor medio, cuya inflacin coincide con la nacio-nal, se encuentra ubicado en el decil 9 de la distribucin, ya sea del ingreso o del gasto per cpita (Grfico 5, panel A). En las trece ciudades investigadas al menos el 80% de la poblacin con menor ingreso (o gasto) tiene un IPC superior al nacional, y slo la poblacin del decil 10 fue afectada por uno inferior. Para el IPC democrtico el consumidor medio se ubica en el decil 6 utilizando deciles de personas ordena-dos por su ingreso o su gasto per cpita12 (Grfico 5, panel B).

    Con los supuestos de inmovilidad a travs del tiempo de la poblacin que conforman los deciles de ingreso y de elasticidad de sustitucin igual a cero que sobreestima la inflacin, de un IPC plutocrtico de Laspeyres, las variaciones compensadas de Hic-ks que mantienen la utilidad constante por deciles de ingreso son las que aparecen en el Grfico 5, panel A.

    En promedio debi compensarse a la poblacin de las trece ciudades colombianas en un 77% el ingreso que tenan en diciembre de 1998 para que compraran la misma ca-nasta en diciembre de 2007 y mantuvieran el mismo nivel de utilidad. Sin embargo, los cambios en el nivel de precios no se comportaron en favor de los pobres en este perodo: los hogares ms pobres de la distribucin del ingreso se enfrentaron a un cambio de 6 pp ms alto que el promedio de las trece ciudades, mientras que el decil de mayor nivel de ingresos se enfrent a un cambio de 5 pp ms bajo con respecto al mismo promedio. En total hubo una distancia de 11 pp entre el decil 1 y el decil 10 que debi aumentar la desigualdad del ingreso en los nueve aos de anlisis, a me-nos que la elasticidad de sustitucin de los hogares pobres frente a los ricos hubiera sido lo suficientemente grande como para anular esta diferencia y permitir un efecto neutral o pro-pobre de los cambios de precios.

    11 Suponiendo que las participaciones en el gasto de cada bien y servicio estn relacionadas con el logaritmo del gasto total.

    12 Si se utilizaran deciles de hogares ordenados por su gasto o su ingreso total el hogar consumidor medio se ubicara ms prximo al percentil 50, puesto que el IPC democrtico es un promedio simple de los IPC de cada hogar. Se utilizaron deciles de personas ordenados por su ingreso per cpita para ser consistentes con la metodologa que utiliza el DANE en la construccin de los estratos de ingreso.

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    202

    Grfico 5IPC nacionales plutocrtico y democrtico a diciembre de 2007 segn deciles de ingreso y gasto per cpita construidos para cada ciudad (diciembre 1998 = 100)

    A. Nacional plutocrtico

    170,0

    186,0

    1 2 3 4

    172,0

    174,0

    176,0

    178,0

    180,0

    182,0

    184,0

    5 6 7 8 9 10(Deciles de ingreso y de gasto per cpita)

    Plutocrtico ingresoPlutocrtico nacional

    Plutocrtico gastoISML base = 1999

    B. Nacional democrtico

    170,0

    186,0

    1 2 3 4

    172,0

    174,0

    176,0

    178,0

    180,0

    182,0

    184,0

    5 6 7 8 9 10(Deciles de ingreso y de gasto per cpita)

    Democrtico ingresoDemocrtico nacional

    Democrtico gastoISML base = 1999

    Nota: ISML: ndice del salario mnimo legal.Fuente: clculos del autor con base en DANE (EIG995 e IPC 98).

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 203

    Desde los mismos supuestos de inmovilidad entre los deciles y elasticidad de susti-tucin igual a cero, el crecimiento del 83,4% del SML entre 1999 y 2007 ha servido para cubrir la prdida de alrededor del 83% del poder adquisitivo de los salarios recibidos por el 20% de la poblacin ms pobre; en tanto que los salarios de los deciles subsiguientes acusaron ganancias en trminos reales montonamente cre-cientes hasta llegar a 11,5 pp en el decil 10. Esto se explica principalmente por la gran desigualdad en la distribucin del capital humano y la remuneracin de su producti-vidad que, segn la EIG9495, concentr el 42,2% de los jefes de hogar asalariados calificados13 en el decil 10, y slo el 1,2% en los deciles 1 y 2. Por su parte, los jefes de hogar asalariados no calificados14 (poblacin objetivo del SML) se concentran en los primeros deciles de menores ingresos, sufriendo con mayor fuerza la inflacin; de hecho, segn la EIG9495, el 23,4% de estos jefes de hogar se encontraba en los deciles 1 y 2, y en diciembre de 2007 recibieron el mismo salario real que en enero de 1999; y hasta el decil 5 este porcentaje de jefes llegaba a 61,1% y no tenan ganancias reales en su salario superiores al 2%. Adems de enfrentarse a mayores tasas de inflacin con respecto a los deciles superiores de la distribucin del ingreso, la poblacin de los pri-meros deciles se enfrenta cada vez ms a menor cobertura y mayor evasin del SML (Lpez y Lasso, 2008).

    En Bogot, Pasto y Pereira el consumidor medio nacional se ubica en el decil 7, en Medelln est en el 8 y hay un sobresalto en el decil 9, Manizales en el 6, Neiva y Vi-llavicencio en el 9, y toda la poblacin de las ciudades de Barranquilla, Bucaramanga, Cartagena, Montera y Ccuta tienen tasas de inflacin por encima del consumidor medio nacional. Cali tiene un comportamiento muy particular, pues los cambios de precios a los cuales se enfrenta toda su poblacin son inferiores a la inflacin nacional, tienen una baja dispersin y son muy similares a lo largo de la distribucin de su in-greso per cpita (Anexo 3). La neutralidad de los cambios de precios en la desigualdad de Cali, debido a que crecen igual tanto para ricos como para pobres, aunado a que entre las trece ciudades sus precios crecen relativamente menos que las dems, indica que es la ciudad ms favorecida en el perodo analizado. Esto se corrobora en el Grfico A2.3, panel B, Anexo 2, donde los IPC plutocrtico y democrtico para Cali a diciembre de 2007 son prcticamente iguales, y en el Grfico A2.3, panel A, donde en cinco de los nueve aos analizados la inflacin democrtica fue inferior a la plutocrtica.

    1 Obrero o empleado particular con algn ao aprobado de educacin superior.

    1 Obrero o empleado particular hasta educacin secundaria aprobada completa.

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    204

    Adems, del Grfico 5, paneles A y B, se evidencia una mayor variabilidad de la inflacin en la distribucin del gasto per cpita con relacin a la distribucin del in-greso per cpita. La poblacin de los deciles inferiores se enfrenta a inflaciones ms altas cuando la distribucin es con respecto al gasto, mientras en los deciles altos tienden a ser iguales en ambas distribuciones. La menor dispersin de la inflacin, cuando se utilizan deciles de ingreso per cpita con respecto al gasto per cpita, es una buena razn para construir los estratos a partir de la distribucin del ingreso. Sin embargo, la cada brusca de los precios en el decil 10 evidencia una discontinuidad que sugiere una revisin metodolgica, o buscar una explicacin, ya sea por el lado de los establecimientos de comercio del estrato alto o por el lado de la definicin de la poblacin de referencia del estrato alto que corresponde al 5% de la poblacin con ingresos ms altos. El estrato alto, por tener menor tamao de muestra con respecto a los dems estratos, tiene mayor dispersin en sus patrones de consumo y en sus rentas, tanto es as, que en las anteriores revisiones del clculo del IPC este grupo era eliminado del anlisis y no se tena estrato alto (vase Anexo 1).

    d. la dIspersIn de la InFlacIn entre 1998 y 2007

    1. Cul fue la dispersin por cantidades y precios?

    La dispersin de la inflacin proviene en mayor medida de los patrones de gasto de los hogares segn sus niveles de ingreso y en menor medida de los cambios de los precios relativos15. El resultado combinado de los dos efectos conlleva a una mayor o menor dispersin de la inflacin y, en consecuencia, a que se torne, en mayor o menor grado, pro-pobre o contra-pobre. En contraposicin, si todos los hogares tuvieran el mismo patrn de gasto o los precios de todos los bienes y servicios se incrementaran al mismo ritmo, no habran favorecidos ni perjudicados porque todos tendran la misma tasa de la inflacin y no habra dispersin de sta.

    Por el lado de las cantidades demandadas, y suponiendo que los precios de todos los bienes crecen al mismo ritmo, la elasticidad-ingreso de la demanda de los bienes de-termina la dispersin. La mayor dispersin se presenta en el grupo de alimentos (bien necesario con elasticidad-ingreso menor que 1), su consumo relativo con respecto al

    15 Las cantidades varan con el ingreso hasta el nivel ms bajo de desagregacin, que es el hogar, mientras que los precios varan hasta el estrato de ingreso: todos los hogares de un mismo estrato de ingreso en una ciudad se enfrentan a los mismos precios.

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 205

    gasto total vara desde 44,5% para decil 1 a 15,8% para el decil 10, reflejando una di-ferencia de 28,7 pp en perjuicio del decil 1. En el mismo orden de magnitud le sigue el transporte (bien de lujo con elasticidad-ingreso mayor que 1) con una diferencia entre los deciles 1 y 10 de 16,1 pp, pero en este caso en contra de los hogares con mayor nivel de ingreso. El coeficiente de Engel para la vivienda, que es el ms alto junto con los alimentos, est alrededor del 29%; sin embargo, vara muy poco frente aquel gru-po presentando una diferencia de slo 4,4 pp en favor del decil 1016. Los dems grupos de bienes y servicios tienen menor relevancia en el ndice, dada su menor importancia en el gasto total (vase el panel B del Cuadro 1).

    Del lado de los cambios en los precios, tomando en cuenta los alimentos, la vivienda y el transporte, que son los grupos relevantes por su importancia en el gasto (los tres suman el 72,5% del total del gasto), y suponiendo que todos los hogares tienen la misma estructura de preferencias, la mayor dispersin se presenta en el grupo de vivienda con una diferencia de 29,7 pp de mayor crecimiento de los precios del decil 1 sobre el decil 10. Los cambios de los precios de los grupos de alimentos y trans-porte tuvieron dispersiones bajas, aunque los precios de los alimentos crecieron un poco ms para la poblacin del decil 1017 y los de transporte para el decil 1 (vase el panel A del Cuadro 1).

    Dada la mayor importancia que el ndice de precios da a las preferencias de gasto de los hogares de altos ingresos, entre los diciembres de 1998 y 2007 la inflacin fue anti-pobre, principalmente por el mayor crecimiento de los precios relativos de los alimentos, el segundo despus del grupo de transporte, y su alta inelasticidad con respecto al ingreso por ser un bien necesario (elasticidad-ingreso menor que 1). Aunado a que en promedio los hogares colombianos gastan en alimentos un 28,8% del gasto nacional.

    En menor grado fue contra-pobre el incremento menor de los precios de la vivienda en los deciles altos de ingreso con relacin a los bajos, grupo que tiene una partici-pacin alta en el gasto, muy similar a los alimentos, pero con poca variacin (bien con elasticidad-ingreso muy cercana a 1).

    16 Los bienes con elasticidad-ingreso unitaria de su demanda no afectan la dispersin.

    17 Refleja diferencias en calidad y lugares de compra por niveles de ingreso.

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    206

    Cuadro 1IPC plutocrtico a diciembre de 2007 y estructura de gasto 199 a 1995 (diciembre de 1998 = 100)

    Estrato de ingreso Total Alimentos Vivienda Vestuario Salud Educacin Diversin Transporte Otros Porcentaje hogares

    A. IPC plutocrtico a diciembre de 2007

    Bajo 182,06 190,5 171,9 117,6 177,1 16,81 79,25 250, 178, 25.02,86

    Medio 177,6 192,68 15,8 117,7 189,1 1,58 121,80 2,55 186,2 2.5,77

    Alto 169,87 195,6 19,11 117,0 192,00 18,85 18,2 22,07 19,22 22.07,5

    Decil 1 18,05 191,51 172,77 11,88 17,52 151,8 51,5 21,95 177,92 2.195,9

    Decil 10 171,9 19,8 1,07 117, 19,17 17,86 15,2 229,69 19,9 22.968,72

    Quintil 1 18,00 190,69 172,6 116,18 17, 19,69 62,0 21,25 177,57 2.125,15

    Quintil 5 17,55 19,78 16,5 117,91 190,78 10,50 19,2 2,77 191,77 2.77,00

    Pobreza extrema 187,2 19,00 172,92 10,1 176,86 15,7 5,67 28,9 179,21 2.89,08

    Pobreza 18,18 192,90 169,80 11, 178,7 151,68 79,27 25,20 177,77 25.20,25

    No pobres 175,7 192,79 151,77 118,22 188,81 12,26 125,17 29,07 187,78 2.907,28

    Decil 10 - decil 1 (11,12) , (29,69) ,6 19,65 (1,99) 9,78 (2,27) 16,01 (226,66)

    IPC nacional 177,00 192,81 15,8 117,56 187,0 1,87 117,6 21,8 186,08 2.17,50

    Estrato de ingreso Total Alimentos Vivienda Vestuario Salud Educacin Diversin Transporte Otros Porcentaje hogares

    B. Estructura de gasto, 1994 a 1995

    Bajo 100,00 1,9 26,7 7,8 ,91 , 2,76 7,68 5,61 768,08

    Medio 100,00 29,18 28,92 7,56 ,06 5,22 ,07 1,6 7,5 1.6,22

    Alto 100,00 1,56 1,99 5,96 ,1 ,07 ,58 25,08 11,5 2.508,2

    Decil 1 100,00 ,6 27,0 6,50 ,8 ,9 2, 6,8 5,88 68,25

    Decil 10 100,00 15,78 1,1 6,6 ,80 ,58 ,66 22,61 10,79 2.261,08

    Quintil 1 100,00 ,76 26,27 7,0 ,81 ,19 2,0 6,99 5,6 699,15

    Quintil 5 100,00 19,1 0,68 6,7 ,76 ,9 ,8 20,51 9,77 2.050,88

    Pobreza extrema 100,00 7,79 2,19 5,76 ,62 ,52 2,28 6,55 6,0 655,0

    Pobreza 100,00 2, 26,25 7,5 ,06 ,91 2,8 7, 5,7 72,89

    No pobres 100,00 26,07 29,5 7,09 ,85 ,9 ,08 16,22 8,2 1.621,61

    Decil 10 - decil 1 (28,67) ,8 (0,1) 0,2 0,6 2, 16,1 ,92 1.612,8

    IPC nacional 100,00 28,8 28,98 7,17 ,88 ,76 ,87 1,71 7,80 1.70,52

    Fuente: clculos del autor con base en DANE (EIG995 e IPC-98).

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 207

    Cuadro 1IPC plutocrtico a diciembre de 2007 y estructura de gasto 199 a 1995 (diciembre de 1998 = 100)

    Estrato de ingreso Total Alimentos Vivienda Vestuario Salud Educacin Diversin Transporte Otros Porcentaje hogares

    A. IPC plutocrtico a diciembre de 2007

    Bajo 182,06 190,5 171,9 117,6 177,1 16,81 79,25 250, 178, 25.02,86

    Medio 177,6 192,68 15,8 117,7 189,1 1,58 121,80 2,55 186,2 2.5,77

    Alto 169,87 195,6 19,11 117,0 192,00 18,85 18,2 22,07 19,22 22.07,5

    Decil 1 18,05 191,51 172,77 11,88 17,52 151,8 51,5 21,95 177,92 2.195,9

    Decil 10 171,9 19,8 1,07 117, 19,17 17,86 15,2 229,69 19,9 22.968,72

    Quintil 1 18,00 190,69 172,6 116,18 17, 19,69 62,0 21,25 177,57 2.125,15

    Quintil 5 17,55 19,78 16,5 117,91 190,78 10,50 19,2 2,77 191,77 2.77,00

    Pobreza extrema 187,2 19,00 172,92 10,1 176,86 15,7 5,67 28,9 179,21 2.89,08

    Pobreza 18,18 192,90 169,80 11, 178,7 151,68 79,27 25,20 177,77 25.20,25

    No pobres 175,7 192,79 151,77 118,22 188,81 12,26 125,17 29,07 187,78 2.907,28

    Decil 10 - decil 1 (11,12) , (29,69) ,6 19,65 (1,99) 9,78 (2,27) 16,01 (226,66)

    IPC nacional 177,00 192,81 15,8 117,56 187,0 1,87 117,6 21,8 186,08 2.17,50

    Estrato de ingreso Total Alimentos Vivienda Vestuario Salud Educacin Diversin Transporte Otros Porcentaje hogares

    B. Estructura de gasto, 1994 a 1995

    Bajo 100,00 1,9 26,7 7,8 ,91 , 2,76 7,68 5,61 768,08

    Medio 100,00 29,18 28,92 7,56 ,06 5,22 ,07 1,6 7,5 1.6,22

    Alto 100,00 1,56 1,99 5,96 ,1 ,07 ,58 25,08 11,5 2.508,2

    Decil 1 100,00 ,6 27,0 6,50 ,8 ,9 2, 6,8 5,88 68,25

    Decil 10 100,00 15,78 1,1 6,6 ,80 ,58 ,66 22,61 10,79 2.261,08

    Quintil 1 100,00 ,76 26,27 7,0 ,81 ,19 2,0 6,99 5,6 699,15

    Quintil 5 100,00 19,1 0,68 6,7 ,76 ,9 ,8 20,51 9,77 2.050,88

    Pobreza extrema 100,00 7,79 2,19 5,76 ,62 ,52 2,28 6,55 6,0 655,0

    Pobreza 100,00 2, 26,25 7,5 ,06 ,91 2,8 7, 5,7 72,89

    No pobres 100,00 26,07 29,5 7,09 ,85 ,9 ,08 16,22 8,2 1.621,61

    Decil 10 - decil 1 (28,67) ,8 (0,1) 0,2 0,6 2, 16,1 ,92 1.612,8

    IPC nacional 100,00 28,8 28,98 7,17 ,88 ,76 ,87 1,71 7,80 1.70,52

    Fuente: clculos del autor con base en DANE (EIG995 e IPC-98).

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    208

    El transporte por ser un bien de lujo, elstico al ingreso, tuvo un efecto contrario pero menor, que atenu el efecto contra-pobre de los alimentos. Sus precios relativos crecieron mucho ms que los alimentos18, aunque su participacin promedio en el gasto nacional es de 14,7%, un poco ms de la mitad que la de los alimentos.

    2. Cul fue la dispersin por ciudad?

    Las ciudades de frontera tuvieron los aos de mayor dispersin frente a la tasa anual nacional de inflacin plutocrtica entre 1998 y 2007: Pasto tuvo una inflacin anual en promedio del 55,9% por debajo de la nacional en 2007, mientras que Ccuta present en promedio el 48,4% por encima de la inflacin anual nacional en 2006. Siendo as, para el total de las trece ciudades, por cada $100 de incremento anual en el valor de la canasta de bienes y servicios del IPC, la poblacin de Pasto pag slo $44,1 en 2007, en tanto que en 2006 la poblacin de Ccuta pag $148,4 de variacin de los precios por la misma canasta. Obviamente Bogot tiene una dispersin muy baja y su inflacin es muy similar a la del total de las trece ciudades, por tener la mayor participacin en el gasto nacional con respecto a las dems, que finalmente ndica que su poblacin paga los incrementos de precios nacionales (Grfico 6, panel A).

    3. Cul fue la dispersin por estrato de ingreso?

    Al igual que Bogot, por su importancia en el gasto el estrato de ingreso medio tiene una inflacin muy parecida a la nacional, es decir, su poblacin paga los incrementos de precios nacionales. Como ya se encontr, en 2000 y 2003 las inflaciones fueron pro-pobre, puesto que en promedio fueron altas para el estrato alto y bajas para el estrato bajo frente a la nacional. Hay un caso especial: en 2006 los precios se incrementaron aproximadamente en el mismo nivel para los estratos alto y bajo, mientras que el medio tuvo un incremento mayor que stos, que no le signific una prdida, dado que los pre-cios a los cuales se enfrent su poblacin estuvieron muy cerca al promedio nacional, y en cambio, ganaron de manera relativa con respecto a ste los estratos bajo y alto que sufrieron un incremento menor. Los aos restantes presentan una inflacin anti-pobre, al igual que el perodo de nueve aos en su conjunto (Grfico 6, panel B).

    18 Aunque relativamente menos para el estrato alto, 26,2 pp menos con respecto al estrato bajo.

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 209

    Grfico 6Dispersin de la inflacin anual plutocrtica, diciembre de 1998 a diciembre de 2007

    A. Diferencias relativas por ciudad con respecto a la inflacin nacional

    -60,0

    60,0

    -40,0

    -20,0

    0,0

    20,0

    40,0

    Dic-99 Dic-00 Dic-02Dic-03 Dic-05Dic-07 Dic-98 a Dic-07

    Dic-04 Dic-06Dic-01

    MedellnBarranquilla

    BogotCartagena

    ManizalesMontera

    NeivaVillavicencio

    PastoCcuta

    PereiraBucaramanga

    Cali

    B. Diferencias relativas por estrato con respecto a la inflacin nacional

    -15,0

    -10,0

    -5,0

    0,0

    5,0

    10,0

    15,0

    -20,0

    20,0

    AltoBajo MedioDic-99 Dic-00 Dic-02Dic-03 Dic-05Dic-07 Dic-98 a Dic-07

    Dic-04 Dic-06Dic-01

    Fuente: clculos del autor con base en DANE (EIG995 e IPC 98).

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    210

    4. Cul fue la magnitud de la dispersin por ao?

    Al estimar las inflaciones individuales se puede determinar cul fue la dispersin con respecto a la inflacin nacional plutocrtica en un perodo. Las tasas de inflacin anual entre los aos 1999 y 2007 tuvieron las siguientes magnitudes en dispersin: i) en todo el perodo la desviacin estndar fue 1,5 pp que corresponden a un 2% de la inflacin media (77%); ii) el promedio anual de la inflacin fue de 6,6% con una desviacin media de 0,2 pp equivalentes a un coeficiente de variacin (CV) por ao de 3%; iii) la desvia-cin estndar tuvo una tendencia a disminuir, similar a la inflacin anual, y iv) no pas igual con el CV, que aunque sus niveles estuvieron por debajo del 5% con respecto a la inflacin nacional y su comportamiento no fue homogneo, en los ltimos tres aos creci de manera sostenida hasta alcanzar en 2007 el valor mximo de 3,4% del perodo analizado (Cuadro 2).

    Cuadro 2 Dispersin de la inflacin plutocrtica anual y perodo conjunto (total 1 ciudades, diciembres de 1999 a 2007)

    Perodo IPC (diciembre 1998 = 100) Inflacin anual S**2 x 100 S x 100 CV (porcentaje)

    1998 100,0

    1999 109,2 9,2 0,1 0, ,0

    2000 118,8 8,8 0,1 0, ,1

    2001 127,8 7,6 0,0 0,2 2,6

    2002 16,7 7,0 0,1 0,2 ,2

    200 15,5 6,5 0,0 0,2 ,0

    200 15, 5, 0,0 0,1 2,5

    2005 160,6 ,7 0,0 0,1 ,0

    2006 167,8 , 0,0 0,1 ,

    2007 177,0 5,5 0,0 0,2 ,

    Promedio anual 1,1 6,6 0,0 0,2 ,0

    Diciembre de 1998 a diciembre de 2007 177,0 77,0 2, 1,5 2,0

    Nota: S**2 est elevado al cuadradoFuente: clculos del autor con base en DANE (EIG995 e IPC 98).

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 211

    e. cules son los Impactos en pobreza y desIgualdad de los cambIos de precIos relatIvos?

    1. Frente a los cambios de precios relativos observados entre 1998 y 2007

    Para simular la magnitud de los impactos de los cambios de precios relativos ocurri-dos entre los diciembres de 1998 y 2007 sobre la pobreza y la desigualdad, se afect el ingreso declarado por cada hogar en la encuesta EIG9495 base del IPC 98, por la inflacin anual que enfrent cada uno de ellos. Durante todo el perodo de la simulacin las estimaciones de los indicadores de pobreza y desigualdad se hacen con supuestos de inmovilidad del ingreso real y de elasticidad de sustitucin igual cero de un IPC de Laspeyres como el que estima el DANE. Cada hogar se afect en diferente magnitud por la prdida de poder de compra de su ingreso, producto de una inflacin individual que depende de sus preferencias de gasto y de los precios relativos a los que se enfrent. En esta simulacin los patrones de gasto son individuales, mientras que los precios relativos de cada gasto bsico varan por estrato de ingreso y ciudad. Las dems variables de los hogares en la encuesta se mantuvieron constantes, incluyendo los valores de las canastas que conforman las lneas de pobreza y de extrema pobreza19. Lo nico que se vari fue la distribucin del ingreso dentro de la EIG9495 por el impacto de los cambios de los precios relativos en el poder adquisitivo del ingreso.

    El efecto contra-pobre de la inflacin que se present entre 1998 y 2007 fue causado principalmente por el crecimiento de los precios relativos de los alimentos y su inelas-ticidad con respecto al ingreso (Grfico 7). Cuando la inflacin de alimentos creci dramticamente por encima de la nacional, especialmente en 2001 y 2007, cuando lleg a niveles de 10,3% y 8,7%, respectivamente, los impactos simulados muestran un deterioro importante en el coeficiente GINI y las incidencias de pobreza y de pobreza extrema; aunque en 2003, cuando disminuy su ritmo de crecimiento a solo 5,7%, estos indicadores mejoran ostensiblemente. En general los impactos en pobreza son mayores que en distribucin del ingreso. Igualmente, la disminucin de la inflacin nacional en el perodo analizado ha tenido rditos importantes en el bienestar de la poblacin colombiana representados en importantes disminuciones en la incidencia de la pobreza.

    19 Los valores de las lneas de indigencia y de pobreza son tomados de la Misin para una estrategia de reduccin de la pobreza y la desigualdad (MERPD-DNP), metodologa 2005, primer cuartil como poblacin de referencia.

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    212

    Grfico 7Inflaciones observadas versus impactos simulados en el GINI y la pobreza, diciem-bre de 1999 a 2007

    A. Inflaciones anuales total y de alimentos versus GINI

    0,438

    0,440

    0,442

    0,444

    0,446

    0,448

    4,0

    6,0

    8,0

    10,0

    2,0

    12,0

    1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007GINIInflacin de alimentos Inflacin total

    (por

    cent

    aje

    dein

    flaci

    nan

    ual)

    (coe

    ficie

    nte

    GIN

    I)

    B. Inflaciones anuales total y de alimentos versus pobreza extrema

    5,7

    6,0

    6,3

    6,6

    6,9

    7,2

    4,0

    6,0

    8,0

    10,0

    2,0

    12,0

    1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007

    Pobreza extremaInflacin de alimentos Inflacin total

    (por

    cent

    aje

    dein

    flaci

    nan

    ual)

    (por

    cent

    aje

    depo

    brez

    aex

    trem

    a)

    C. Inflaciones anuales total y de alimentos versus pobreza

    41,0

    42,0

    43,0

    44,0

    45,0

    6,0

    8,0

    10,0

    4,0

    12,0

    1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007

    PobrezaInflacin de alimentos Inflacin total

    (porcentajede

    inflacin

    anual)

    (porcentajede

    pobreza)

    Fuente: clculos del autor con base en DANE (EIG995 e IPC

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 213

    2. Frente a choques simulados sobre los precios relativos de los alimentos

    Dado que los precios de los alimentos determinan en gran medida el efecto regresivo o progresivo de la inflacin sobre la distribucin del ingreso y la pobreza, se simulan incrementos de precios en el grupo de alimentos, manteniendo invariantes los precios de los dems bienes y servicios. El poder de compra del ingreso de los hogares se afec-ta, igual que en la microsimulacin de los cambios observados de precios relativos, por las inflaciones individuales que resultan de choques en los precios de los alimentos. No hay cambios de precios para los dems bienes y servicios de la canasta del IPC y las dems variables de la EIG9495 se mantienen en su nivel. Como el ponderador nacional del grupo de alimentos es de 0,28820 calculado en este estudio, ante un cambio del 10% de los precios de este grupo, la inflacin nacional automticamente ser de 2,88%. Dicho de otra manera, se necesita de un cambio de 3,5% en los alimentos para que la inflacin sea de 1% en tanto no existen cambios en los dems bienes. Los resultados de la microsimulacin se muestran en el Grfico 8, donde el coeficiente (la pendiente) que acompaa la inflacin total, al afectarse por el ponderador nacional de alimentos, se obtiene el coeficiente de la inflacin de alimentos.

    20 Coeficiente de Engel para alimentos de la canasta del IPC actual; Orschansky de ,5, que equivale al inverso de Engel; es decir, el gasto total del pas es igual a ,5 veces la proporcin del gasto en alimentos.

    Grfico 8Variaciones en pobreza ante cambios simulados de precios en alimentosIncrementos del 1% al 10% que generan inflaciones totales desde 0,29 hasta 2,88, respectivamente, manteniendo los dems precios constantes.

    Cambios en pobreza:= 0,6173 * Inflacin total= 0,6173 * 0,2883 * Inflacin de alimentos= 0,178 * Inflacin de alimentos

    yyy

    Cambios en pobreza extrema:= 0,1346 * inflacin total= 0,1346 * 0,2883 * Inflacin de alimentos= 0,0388 * Inflacin de alimentos

    yyy

    0,2

    0,4

    0,6

    0,8

    1,0

    1,2

    1,4

    1,6

    1,8

    (porcentaje de la inflacin)

    0,0

    2,0

    0,00 0,29 0,58 0,86 1,15 1,44 1,73 2,02

    (cam

    bios

    enpu

    ntos

    porcen

    tuales)

    2,31 2,59 2,88

    Nota: Un incremento de 1% en precios de alimentos representa 0,29% de inflacin total, los dems precios invariantes.Fuente: clculos del autor con base en DANE (EIG995 e IPC 98).

  • Impacto de los cambIos de precIos relatIvos en pobreza y desIgualdad en colombIa: 1998-2007pp. 176-248

    214

    En promedio, por un incremento de 3,5% en los precios de los alimentos, los dems constantes, la inflacin nacional aumenta en 1%, lo que genera aumentos en pobreza y en pobreza extrema de 0,62 y 0,14 pp, respectivamente.

    En trminos de cambios relativos, dados los valores iniciales de las incidencias de pobreza extrema y pobreza de 5,1% y 39,4%, en su orden, antes del choque, la pobreza extrema se afecta ms por tener un nivel bajo. Ante un choque de la misma magnitud en los precios de los alimentos, el porcentaje de poblacin en extrema pobreza (indi-gente) tiene un cambio relativo en promedio de 2,9%, mientras que la pobreza es de apenas el 1,6%.

    Los resultados son muy similares si los choques son contra los precios de los no ali-mentos21, a pesar de que la importancia promedio en el gasto nacional es 2,5 veces la de los alimentos (28,8% alimentos y 71,2% los no alimentos). Es decir, ante incre-mentos de precios en la misma magnitud, en promedio por cada punto porcentual en el gasto nacional los alimentos impactan la pobreza 2,5 veces ms que el grupo de los dems bienes y servicios.

    F. cules hogares se aFectaron ms con la InFlacIn entre 1998 y 2007?

    Para explicar la relacin de la inflacin no slo con el ingreso o el gasto, sino de manera multidimensional, con las dems caractersticas demogrficas y socioeconmicas de los hogares, la teora econmica formula las curvas de Engel, donde dados los precios se pue-de suponer que las proporciones al gasto wi

    h para cada artculo i que consume cada hogar h estn en funcin del gasto per cpita G nh h/ , del tamao nh , de la relacin n nk

    h h/ que indica la participacin del k, grupo que tiene ciertas caractersticas demogrficas con respecto al total de miembros del hogar y de un conjunto v de variables sociales y econ-micas de control de localizacin de los hogares. Se incluye el tamao del hogar nh como en Deaton y Paxson (1998) y en Lasso (2002), cuyo parmetro indica las economas de escala en consumo del bien o servicio i por tamao del hogar y, adems, la composicin demogrfica del hogar por edad n nk

    h h/ , cuyos parmetros expresan las equivalencias

    21 Frente a un incremento de 1,% de los precios de los sin alimentos, y los precios de los alimentos constantes, la inflacin nacional aumenta en 1% y los impactos en pobreza son de 0,59 pp y de 0,18 pp en extrema pobreza.

  • ensayos sobre poltIca econmIca, vol. 26, nm. 57, edIcIn dIcIembre 2008 215

    de escala en consumo para reducir a adulto equivalente. Entonces, de manera formal la participacin del bien y servicio i en el gasto total del hogar h est definida por:

    ( / , , / , )h h h h h h hi kW f G n n n n v (4)

    Reemplazando wih de la ecuacin (4) en la ecuacin (3) se tiene que:

    , , ,( / , , / , ) *h h h h h h ht k i j k t

    i

    IPC f G n n n n v I

    (5)

    De la ecuacin (5) la inflacin individual IPCth de cada hogar se puede formular como en

    Ruiz-Castillo, et al. (1999):

    ( / , , / , )h h h h h h ht kIPC g G n n n n v (6)

    De manera explcita la funcin g(.) se puede formular de manera lineal como:

    IPCG

    nn

    n

    nvt

    hh

    hh

    kkh

    hk

    k